"El problema económico de España no se soluciona con el abaratamiento del despido"

Así se ha pronunciado el portavoz de Economía del PP, Cristóbal Montoro, después de su reunión con el ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, para tratar la reforma laboral

El coordinador de Economía del PP, Cristóbal Montoro
El coordinador de Economía del PP, Cristóbal Montoro

Junto a la portavoz adjunta del Grupo Popular, Fátima Báñez, Montoro ha hecho pública la "incomodidad" de su formación con una propuesta de reforma laboral que "está presentada como si todo el problema de España fuera el coste del despido".

Montoro ha advertido así al Ejecutivo de los efectos negativos de una reforma que "pone el énfasis en abaratar el despido".

A esa propuesta de reforma del Gobierno, que ha tachado de "parcial", Cristóbal Montoro ha contrapuesto lo que "realmente tenemos que hacer en nuestro país: una reforma completa de las relaciones laborales poniendo al día la estructura de los trabajadores, abordando cuestiones como la negociación colectiva, la formación profesional o el problema del absentismo laboral".

"La reformas económicas se hacen para dar confianza, levantar el ánimo, preparar nuevas ilusiones respecto al futuro y no al revés porque lo que haremos entonces será profundizar en esa crisis económica", ha señalado.

Además de poner de manifiesto la "preocupación" de su formación por una reforma centrada en el abaratamiento del despido, Montoro ha censurado el hecho de que su grupo "aún no conoce el texto definitivo", razón por la cual, "no podemos predeterminar una posición política". Sí dejó claro que "no nos van a encontrar apoyando reformas que hundan la confianza sobre nuestras capacidades".

Comentarios

Aviso de demoraLos comentarios enviados fuera del horario de moderación, serán aprobados al día siguiente.

Felix Rossi

Es bueno que alguien observe que lo que hace falta es una reforma empresaria. Generar trabajo, ruido, fábricas, proyectos, ganar clientes, mercados. De nada sirve sostener empleados inutilmente si no hay nada que hacer. Y la reforma "laboral", desde esa perspectiva, es intrascendente. Ni fue dificil despedir antes, ni el problema ha sido el coste de los 5milll de despidos. El problema es que ya no tenemos mercado interno, y nuestros mercados externos son limitados.
Responder